José Mujica, ex presidente de Uruguay (2010-2015), ha renunciado hoy a su cargo de Senador alegando cansancio "de un largo viaje"

El ex Presidente asegura que la renuncia es voluntaria.

El 6 de agosto, en una entrevista a Efe, Mujica confesaba “Veo que tengo 83 años y me voy acercando a la muerte. Quiero tomarme licencia antes de morirme, sencillamente, porque estoy viejo. Hay un tiempo para venir y otro para irse y así como se caen las hojas de los árboles también nos caemos nosotros. La vida continúa, no es tan importante”.


 Además, el político dijo que, mientras su mente funcione, no renunciará a “la solidaridad y la lucha de ideas”

José Mujica ha optado por acogerse a la jubilación, y no reclamar el subsidio que pudiese corresponderle como ex Presidente y Senador de Uruguay, tal y como puede observarse en la carta adjunta a continuación.



Sudán del Sur es un estado nuevo en el continente africano. Se independizó de Sudán en el año 2011, tras años de guerra, esperanzados por un nuevo porvenir (se trata de un país rico en petróleo).

Sin embargo, en el año 2013 estalló otro conflicto armado en Sudán del Sur, que ha matado ya unas 300.000 personas, y ha obligado a 4 millones de habitantes a desplazarse forzosamente, (un cuarto de la población que conforman 12 millones de habitantes).


Un país dividido por etnias, cada una con su propia guerrilla.

Actualmente el país está dividido por regiones que controlan pluralidad de milicias pertenecientes a las 35 etnias distintas que lo conforman.

Prácticamente cada etnia controla una región, y tiene su propio brazo armado. Mientras, el control Gobierno de Sudán del Sur, se reduce a unas pocas poblaciones. 

Son como 35 países distintos, no existe una identidad nacional, cada etnia reconoce únicamente su propia autoridad, e ignora a las demás. Hablan su propia lengua, y desconocen las lenguas de otras etnias.


Obligados a matar a sus propios padres.

Las decenas de guerrillas que controlan el país reclutan niños soldados.  Se estima que en Sudán del Sur hay cerca de 19.000 niños soldado.

En algunas zonas, la presencia de niños soldado está normalizada. En algunas regiones como Yambio, el 60% de los niños ha sido reclutado por las milicias. La mayoría de niños reclutados tiene entre 14 y 17 años, aunque también los hay más jóvenes.

Algunos llegan obligados (normalmente secuestrados), otros se inscriben voluntariamente, por ser su único modo de supervivencia. No en pocas ocasiones, las milicias matan a sus familiares, de modo que los niños quedan huérfanos, y se ven abocados a formar parte de la milicia para sobrevivir. En ocasiones, la propia milicia les obliga a matar a sus propios padres y hermanos, como una forma de adoctrinarlos y anularlos moralmente. En otras ocasiones, les obligan a presenciar su ejecución.





Los niños soldado son enviados a misiones, para atacar poblaciones o vehículos, en busca de dinero o comida, en un país extremadamente pobre, donde más del 90% de la población sobrevive con menos de un dolar al día.

Estos niños son educados violentamente, para atacar y saquear aldeas, así como secuestrar, violar y matar a sus habitantes. Fuman drogas y beben alcohol para inhibirse emocionalmente. Si desobedecen o se equivocan, reciben una paliza o son asesinados en presencia de sus compañeros. Por lo que se limitan a obedecer.


Rescatados.

Algunos de estos niños han sido rescatados, y han recuperado su vida. El gobierno sudanés, en colaboración con UNICEF, ha conseguido liberar este año cerca de 600 niños soldado, a los que espera, se sumen otros 400. Tras su liberación, celebran las llamadas ceremonias de desmovilización, en las cuales, en un acto público, los niños, armados y vestidos de guerrilleros, dejan sus armas y recogen material escolar, como representación de su regreso a una vida normal

.Hoy en día, muchos de los niños rescatados, están traumatizados, sufren ansiedad, depresión, estrés postraumáticos y flashbacks. Un 85% del total de niños soldado tiene secuelas, un 15% sufre patologías psicológicas, y un 5% tiene trastornos psicológicos graves.




Acuerdo de paz.

Actualmente, el gobierno sudanés está en vías de negociación de un acuerdo de paz para poner fin a los casi cinco años de guerra, con las principales milicias del país. Uno de los principales términos del acuerdo, es la integración de cinco vicepresidentes en el Gobierno sudanés, uno de los cuales sería el principal líder rebelde, Riek Machar.

Este acuerdo de paz, previsto para firmarse hace tan solo unas semanas, ha sido pospuesto por parte del gobierno sudanés, que ha declarado no estar preparado para firmarlo, pues precisa proponer algunas modificaciones.
El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) denuncia en twitter un atentado esta mañana contra un autobús que transportaba niños, y tras el cual, han recibido, al menos 29 cuerpos de niños muertos, todos ellos menores de 15 años, y 48 personas heridas, de las cuales, unos 30 son niños.

El atentado ha tenido lugar en Sa'ada (Yemen), una zona controlada por rebeldes hutíes, contra un autobús que transportaba niños a un mercado de Dahyan.

La televisión controlada por los rebeldes hutíes, Al-Massirah, afirma que 39 personas han muerto y 51 han resultado heridas, la mayoría de ellos, niños. Según la televisión, el ataque aéreo ha sido protagonizado por la coalición árabe que opera en Yemen en apoyo a las fuerzas gubernamentales.

Se sospecha que este ataque pueda ser una represalia, por un misil lanzado anoche por rebeldes hutíes, en la zona de Yazán, que ocasionó 1 muerto y al menos 11 heridos. Dicho misil fue interceptado por defensas antiaéreas, pero aún así, los fragmentos que cayeron en la zona, ocasionaron la muerte de un yemení e hiriendo a otros once.

Yemen lleva más de 3 años en una guerra que enfrenta a los rebeldes hutíes (con el apoyo de Irán) y a las fuerzas gubernamentales (con el apoyo de una coalición árabe liderada por Arabia Saudita). Esta guerra ha provocado más de 10.000 muertos y una de las peores hambrunas de la era moderna.

Las fuerzas gubernamentales, afirman que Irán sigue suministrando misiles a los rebeldes hutíes.


Pakistán ha estado inmerso durante la última semana en un proceso electoral, que sin embargo, se ha cobrado un alto número de vidas humanas.

Ayer miércoles 25 de julio de 2018, un ataque suicida se saldaba con al menos a 31 muertos en la ciudad occidental de Quetta, cerca de un centro electoral mientras los ciudadanos pakistaníes votaban en las elecciones enfrentan al héroe nacional del críquet Imran Khan contra el partido del encarcelado ex primer ministro Nawaz Sharif.

De este proceso electoral, ha salido vencedor el popular ex jugador de criquet, Imran Khan.

El Estado Islámico ha reivindicado el atentado.


Este ataque, ha empañado unas elecciones, en las que han tenido lugar otros muchos atentados, entre ellos uno de los más sangrientos en la historia de Pakistán, en el que 128 personas perdieron la vida en un ataque suicida durante un mitin electoral el pasado día 13 de julio también en Baluchistán.

Este último atentado, también fue reivindicado por el grupo yihadista Estado Islámico.


Bomberos procedentes de Sevilla, voluntarios en la organización Proem Aid, dentro del "Proyecto Lesbos", dedicado a socorrer y rescatar refugiados que intentaban alcanzar costas griegas en patera en la isla de Lesbos, fueron detenidos por autoridades helenas mientras ejercían labores de rescate, cumpliendo su cometido; salvar vidas.

Julio Latorre, José Enrique y Manuel Blanco, son los nombres de los tres bomberos acusados, que se enfrentarán a un juicio el próximo 7 de mayo de 2018, en el que se piden hasta 10 años de prisión, por un delito de tráfico de personas e inmigración ilegal en grado de tentativa.

La acusación contra los bomberos españoles ha despertado la indignación social de miles de personas y algunos personajes públicos, en las redes sociales se han hecho eco de la injusticia, pidiendo su absolución.


Motivos de la detención

Los acusados, fueron detenidos en enero de 2016. Aquel día recibieron un aviso sobre una lancha que se acercaba a la costa, que además, tenía una avería en el motor, y rápidamente se dispusieron a realizar su trabajo; salir al rescate y socorrer a esas personas.

Tal y como señaló en su día el abogado de los bomberos, Jaris Pétsikos, "Mis clientes no entienden las razones por las que han sido detenidos, ya que no han cometido ningún delito y lo único que han hecho es tratar de ayudar a los refugiados".

Los bomberos se encontraban en territorio heleno, integrados en el llamado "Proyecto Lesbos" dedicado al socorro y rescate de embarcaciones de refugiados que llegaban a diario a la isla, para evitar los frecuentes naufragios, y ahogamientos.

Según alega la organización, los últimos metros son los más críticos, puesto que algunos refugiados se echan al agua para alcanzar la costa, y mueren ahogados. El objetivo de la organización era evitar esa tragedia.


Llegada masiva de refugiados a las costas griegas

En las costas griegas durante el año 2015 llegaron en torno a 850.000 refugiados, que posteriormente fueron reubicados a otros países de la Unión Europea cumpliendo con los acuerdos vigentes. Sin embargo, esta cifra descendió en picado (176.000 en 2016) tras el acuerdo alcanzado entre Turquía y la Unión Europa para frenar la llegada de cientos de miles de refugiados a las costas griegas. Ambas partes, acordaron devolver a los solicitantes de asilo sirios a Turquía, considerado un país seguro. A cambio, la UE se comprometía a reasentar a un sirio en Europa por cada refugiado devuelto.

La India, con más de 20.000 violaciones en el año 2016 cuyas víctimas son niños -según la Oficina Nacional de Registro de Delitos-, es uno de los países donde más extendida está la agresión sexual contra menores.

No obstante, Prabhat Kumar, jefe de Protección Infantil de la ONG, Save The Children, en la India, denuncia que la mayoría de casos no se denuncian, las víctimas no hablan de ello.

Recientemente, varios casos de violación de menores han despertado la ira de la sociedad -especialmente un caso de secuestro, violación y asesinato de una menor de 8 años por un grupo de hombres indios, que trascendido causando manifestaciones multitudinarias en el país asiático, que acusan al gobierno de no hacer lo suficiente para terminar con esta lacra. También causó conmoción el estremecedor caso de un bebé de 8 meses

Como respuesta a estas manifestaciones, el gobierno indio acaba de aprobar la pena de muerte para condenados por violación a menores de 12 años.

Por este delito, hasta la fecha, se contemplaban penas mínimas entre 7 y 10 años de prisión y la pena máxima de cadena perpetua. A partir de este momento, las penas mínimas se elevan a 20 años de prisión, y la máxima a pena de muerte.


Agilizar los procesos judiciales por violación

Además, se estipulan medidas para agilizar los procesos judiciales en este tipo de delitos, así como para restringir la libertad condicional a los investigados. También se crean laboratorios forenses exclusivos para la investigación de casos de violación.

Este viernes, el gobierno notificó al Tribunal Supremo del país, que quería endurecer las penas por estos delitos. Y esta misma mañana del sábado, el primer Ministro Modi, ha convocado a su gabinete para aprobar la orden ejecutiva que modificará el código penal indio, y la ley que protege a los niños frente a los abusos sexuales.

El activista indio Kailash Satyarthi, -Premio Nobel de la Paz en 2014 por su lucha contra la explotación infantil-, denuncia que hay alrededor de 100.000 casos de violaciones contra menores en India, aún pendientes de resolución, por lo que solicita que se creen tribunales especiales para estos casos.
Estados Unidos coordinado con Reino Unido y Francia, ha lanzado esta pasada madrugada, un ataque contra el régimen sirio como respuesta al ataque químico llevado a cabo presuntamente por el régimen sirio el pasado sábado, en el cual se gasearon refugios civiles subterráneos y se calcula que murieron entre 50 y 75 personas. 

Según el Pentágono, en ese ataque se utilizaron agentes químicos prohibidos (gas cloro y no se descarta la utilización de gas sarín), para asesinar en masa hombres, mujeres y niños inocentes.

Como respuesta, y tal y como venía advirtiendo el presidente estadounidense durante los últimos días, esta madrugada se han lanzando en Siria (Damasco y Homs) un centenar de misiles, -entre los cuales se encontraban una mayoría de proyectiles Tomahawk-. Los objetivos del ataque han sido un centro de investigación científica y producción de armas químicas y dos instalaciones de almacenamiento de armas químicas.

Países como Alemania y Australia ya han mostrado su respaldo al ataque de los aliados occidentales contra Siria. Según el gobierno alemán, se trata de un ataque legítimo y necesario, contra el uso de armas químicas contra la población civil.

El régimen sirio denuncia el "bárbaro ataque de los occidentales". A su vez, aseguran que la ofensiva no ha mermado ni afectado su capacidad militar.

Según Rusia, que condena el ataque como una "agresión contra un estado soberano", se han interceptado 71 de los 103 misles lanzados

Estados Unidos asegura que por el momento, no hay más ataques previstos.

Ataque en Damasco. Fotografía por HASSAN AMMAR.

Estados Unidos ha presentado esta ofensiva militar como un "golpe de precisión" contra tres objetivos concretos, que según los servicios de inteligencia norteamericanos, eran centros militares de investigación, producción y almacenamiento de armas químicas.

Los presidentes de las tres potencias aliadas, aseguran que este ataque supone la ultima ratio, tras el fracaso de los esfuerzos humanitarios.

Las tres potencias están de acuerdo en que no se puede consentir el uso de armas químicas, ni siquiera en un contexto de guerra civil. Según la primera ministra Theresa May, la decisión de lanzar esta ofensiva militar contra el régimen sirio, es la correcta, "no se trata de una intromisión en una guerra civil, sino de una respuesta contra un ataque inhumano" mientras asevera, "debe quedar claro, que no se pueden utilizar armas químicas". "El objetivo de esta acción, es evitar más sufrimiento humanitario. Nos conmueve lo ocurrido el pasado sábado en Duma".

Trump advierte a Rusia, que debe decidir en qué bando está.